Impacto económico por disminución de remesas!

El fluFOTO 1jo de remesas que se efectúan desde los lugares del mundo desarrollados donde trabajan los migrantes, hacia sus familias que residen en sus países de origen, países en desarrollo, se definen como transferencias corrientes que son producto de los ingresos que tienen los migrantes. Las remesas en ciertos países son reconocidas como uno de los ingresos de mayor importancia para su economía y que aportan significativamente para su crecimiento y desarrollo económico y social, este es el caso de varios países de América Latina, que tienen porcentajes importantes de su población en E.E. U.U., que ha migrado en búsqueda de mejores posibilidades de vida.

En las últimas décadas este tema se ha convertido en materia de amplio debate, filtros internacionales incluyendo Estados Unidos, en el que se ha analizado que estas remesas, que suman miles de millones de dólares, no se quedan en el país para generar mayor consumo y progreso, sino que más bien salen e impulsan el desarrollo económico y social de otros países.

Estudios demuestran que las remesas son un factor de vital importancia para superar la pobreza y juegan un papel fundamental dentro del desarrollo económico de los países que más las reciben, como son: India, con US$ 79 000 millones, seguida de China con US$ 67 000 millones, México con US$ 36.048 millones, Filipinas con US$ 34 000 millones y Egipto con US$ 29 000 millones. En la región latinoamericana los países que más reciben remesas son: México (US$ 36.048 millones), Guatemala (US$ 10.508 millones), Republica Dominicana (US$ 7.087 millones) y Colombia (US$ 6.773 millones).

FOTO 2Como consecuencia de la PANDEMIA COVID-19, las remesas están sufriendo abruptas caídas, como consecuencia del despido masivo de trabajadores, la cuarentena, el cierre de muchas compañías e industrias, esto afecta en especial a los trabajadores migrantes, muchos de ellos indocumentados. El Banco Mundial señala en reciente informe, que en países de ingreso bajo y medio las remesas caerán un 19,7 %, hasta ubicarse en 445.000 millones de dólares cuando en 2019 la cifra récord fue de 554.000 millones de dólares.  Sin embargo, se espera que el próximo año el monto de las remesas se vuelva a recuperar en un 5,6 %.

FOTO 3Si las familias poseen mayores recursos económicos significa que pueden gastar en ámbitos diferentes a los de necesidad básica (alimentación, vivienda, educación y demás necesidades básicas en el buen vivir), aportando así al consumo y a un mejor nivel de educación. Pese a  la disminución del volumen de remesas generada por la pandemia COVID-19 la cual afecta gravemente a los países que más remesas reciben, perjudicando a miles de familias de bajos ingresos, que ahora deben destinar el dinero de las remesas a satisfacer sus necesidades básicas y se ven en grandes apuros para poder cubrirlas, o en cómo se presenta en algunos casos en el que las familias solo pueden cubrir la alimentación, esto además puede provocar la deserción escolar.

FOTO 4Se espera que los flujos de remesas cobren aún más importancia como fuente de financiamiento para diferentes países de América Latina (México, Guatemala, Republica Dominicana, Colombia, Ecuador entre otros), debido a que, según las proyecciones del mismo Banco Mundial, la inversión extranjera directa (IED) caerá sustancialmente (más del 35 %). En 2019, las remesas recibidas por estos países superaron la IED, lo que constituyó un rubro muy importante de flujo de recursos del mundo desarrollado hacia los países en desarrollo. Las perspectivas para las remesas siguen siendo muy inciertas, pero se espera que se recuperarán a medida que el mundo vaya superando los efectos de la pandemia.

Deja un comentario

This site uses Akismet to reduce spam. Learn how your comment data is processed.