México prepara celebración del día de los muertos

El Día de Muertos en México es una de las celebraciones más importantes a nivel mundial, esta fiesta, nombrada Patrimonio Cultural Intangible de la Humanidad en 2008 por la UNESCO; cada año atrae a más de 7.5 millones de turistas internacionales que gustan de experimentar las tradiciones culturales y gastronómicas típicas de la fecha. De acuerdo con cifras de la Secretaria de Turismo de México, las celebraciones del 1 y 2 de noviembre dejarán un ingreso económica de 3 mil 918 millones de pesos mexicanos en la industria turística.

Las tradiciones varían en todas las regiones y algunas son únicas de estados y ciudades.

  • Aguascalientes realiza año con año el Festival de las Calaveras, rindiendo homenaje al artista José Guadalupe Posada, creador de la famosa “Catrina”, símbolo de las celebraciones del Día de Muertos.
  • En Guanajuato se alberga el famoso Desfile de Catrinas, el cual ocurre cada 1 de noviembre, en el que la gente se viste como estos personajes a partir de una temática que cambia en cada edición.
  • En Veracruz es el Festival Mictlán el cual le da la bienvenida a interpretaciones musicales y a artistas que muestran su trabajo.
  • En Oaxaca, los habitantes construyen la Plaza de la Muerte, donde los turistas pueden perderse entre los productos hechos a mano por artesanos específicamente para estas fechas. A lo anterior, se suman las famosas comparsas en las que por más de 20 horas la música no cesa para la celebración de las tradicionales “Muerteadas” donde los habitantes visten completamente de negro y repletos de pequeños espejos que representan la luz y la oscuridad.
  • En San Luis Potosí, el Xantolo es la celebración más importante de la zona. El 1 de noviembre se hace una velación con rezos y se inciensan las imágenes y el altar. El 2 de noviembre, en las comunidades indígenas, se acostumbra llevar las ofrendas a los panteones y a adornar las tumbas con flores para las ánimas que, según la creencia de la región, se quedan en la tierra todo el mes.
  • La isla de Janitzio en Michoacán, honra a los “angelitos” – aquellos que murieron siendo niños – por medio de una procesión nocturna, el 1 de noviembre en canoas ataviadas con infinidad de velas, llevando ricos platillos y bebidas, y ambientadas con música para dar la bienvenida a quienes regresan de la muerte.
  • En la Ciudad de México, millones de visitantes se dan cita en el panteón de San Andrés Mixquic para recibir a las almas de los muertos al ponerse el sol; y en Xochimilco, la escenificación de la Leyenda de la Llorona atrae a propios y extraños año con año.

Por otra parte, la ciudad de Nueva York también tendrá un sabor local de la celebración en el Museo Americano de Historia Natural (AMNH) el 2 y 3 de noviembre. Junto con el estado de Oaxaca y el CPTM, el museo albergará altares dedicados a especies extintas de animales, así como un mercado de artesanías, bailes, música y demostraciones artesanales que, en conjunto, les permitirá a los visitantes conocer más sobre Oaxaca y cómo se celebra el Día de los Muertos en esta institución cultural icónica de Nueva York.

En esta época México es el sexto país más visitado del mundo, registró un arribo de 39.3 millones de visitantes extranjeros durante el 2017